Exposición de motivos por la no asistencia al XX Congreso de la SEDEM 3


A modo de introducción: IFMSA-Spain, por su papel activo en Educación Médica, fue invitada por la Sociedad Española de Educación Médica (SEDEM) a su Congreso bianual para formar parte de una mesa redonda de organizaciones estudiantiles.

Ante la noticia que obtuvimos el pasado jueves 29 de septiembre sobre la financiación directa del encuentro por Pfizer, tal y como comunicamos en noviembre de 2010 a la junta de la SEDEM, nos hemos visto en la tesitura de cancelar nuestra asistencia al Congreso de la SEDEM de Valladolid.

A continuación queremos exponer los motivos que nos llevan a esta conducta, a través de una carta dirigida a los asistentes al encuentro. También se puede descargar aquí junto con la bibliografía.

Nos gustaría hacer saber que el contenido de dicha sesión se puede encontrar pinchando aquí.

Estimados asistentes al XX Congreso de la Sociedad Española de Educación Médica / Encuentro hispano-portugués de Educación Médica:

Nos resulta muy complicado haber renunciado con tan poca antelación a la participación en este evento y, por ello, en primer lugar, nos gustaría pedir nuestras más sinceras disculpas a todos los asistentes.

Durante los últimos meses, IFMSA-Spain ha trabajado con gran ilusión en este proyecto, una oportunidad para dar a conocer el trabajo de una de las mayores agrupaciones estudiantiles de España que, con anterioridad, ha trabajado muy de cerca con la SEDEM y otros órganos de referencia nacional con excelentes resultados. Se nos ha ofrecido una ocasión única para compartir con la comunidad académica y universitaria nuestras inquietudes y, sobre todo,
una visión complementaria del currículum de medicina. Ésta no ha sido una decisión exenta de debate interno y, en cualquier caso, agradecemos la actitud abierta al diálogo, cooperante que, a este respecto, ha mostrado siempre la SEDEM.

Sin embargo, la coyuntura actual nos obliga a tomar una determinación férrea ante el patrocinio de un evento de estas características por una empresa farmacéutica.

Tanto IFMSA-Spain como Farmacriticxs (su Proyecto Oficial), instan a renunciar a cualquier tipo de patrocinio de la industria farmacéutica, en tanto que éste contribuye a mantener la situación actual de acceso desigual a medicamentos esenciales y a la influencia directa o indirecta que, a través del mismo, ejerce la industria en nuestra propia formación como estudiantes de medicina. Así lo hacemos constar en dos de nuestros manifiestos que fueron
aprobados en las Asambleas de 2006 y 2010.

Así pues, nos gustaría dejar constancia de las bases a partir de las cuales hemos fundamentado esta decisión:

Primero: las actividades formativas en el ámbito de la Educación Médica se encuentran a menudo patrocinadas por la industria farmacéutica, ya sea a través del patrocinio directo, fundaciones privadas o cátedras patrocinadas. Esta situación se repite en otros ámbitos de la formación médica continuada y a través de gran parte de las sociedades médicas españolas [1].
La influencia de la industria farmacéutica en el entorno educativo médico es una amenaza a la integridad e independencia de su contenido.

Según el informe anual publicado por ACCME [2], el 37% de la formación médica continuada en EE.UU. estuvo financiada gracias al apoyo comercial de entidades privadas con intereses comerciales. La propia organización define este tipo de patrocinio como “contribuciones económicas en función de intereses comerciales”. Si a ello le sumamos los conceptos de patrocinio propiamente dichos, este porcentaje es del 49%, suponiendo unos ingresos anuales
de más de 1.000 millones de dólares.

La propia Cátedra Educación Médica-Lilly, Fundación Lilly o la Fundación para la Formación de la Organización Médica Colegial son ejemplos claros de que esta situación se repite en nuestro país.

Segundo: la influencia de la industria farmacéutica en los estudiantes de medicina ha sido demostrada en numerosos estudios, habiendo una correlación significativa entre la exposición del estudiante al patrocinio y el aumento de criterios de aceptabilidad y pérdida de juicio crítico con respecto a éste [3].

Por ello, consideramos que la limitación y regulación del contacto del estudiante de medicina con la industria farmacéutica es una medida oportuna y necesaria en el contexto actual del desarrollo de la Educación Médica en España [4,5].
Asimismo, consideramos que el comportamiento y actitud crítica de los docentes con respecto al patrocinio y colaboración con la industria farmacéutica es un factor influyente en el comportamiento futuro del estudiante (que ha de estar en caminado al desarrollo de herramientas de juicio crítico con respecto a la industria farmacéutica). Por tanto, el desarrollo y organización de este tipo de actividades habrían de reflejar una postura más favorable para
el desarrollo de entornos que favorezcan la formación del estudiante en este ámbito.

Tercero: de acuerdo con el informe del Comité de Ética y Asuntos Jurídicos de la American Medical Association, de junio de 2008 sobre El apoyo de la industria a la educación médica profesional, “la profesión debería obtener financiación no comercial para sus actividades formativas” y “limitar lo máximo posible el marketing farmacéutico y las actividades promocionales en los campus” [6].

Entendemos que la financiación de una actividad educativa por un empresa farmacéutica, cuyo principal objetivo, por definición, es la promoción de sus productos, representa una tipo de conflicto de interés de naturaleza distinta a los sesgos introducidos por la financiación directa de ensayos clínicos, si bien su influencia a largo plazo constituye un elemento subrepticio más dañino para el estudiante.

Así mismo, la declaración de ausencia de conflicto de interés, aunque exista patrocinio directo, es considerada por numerosas revistas como un sesgo a tener en cuenta debido a la influencia inconsciente que este tipo de colaboración puede inducir [7]. Por ello, entendemos, que la financiación de un evento de esta índole está sujeta a la misma amenaza.

Cuarto: el papel que las instituciones públicas juegan en la organización de eventos de formación médica continuada resulta fundamental. Los costes derivados de su organización deberían ser revisados para plantear alternativas que, no sólo serán más efectivas y mejorarán la calidad del contenido, sino que, además, reducirán costes8. Plantear alternativas y espacios de debate independientes favorecería ampliamente el desarrollo de contenidos para
estudiantes y docentes. Por ello, consideramos que la presencia de patrocinio farmacéutico, en este contexto, podría ser eliminada.

Por último, y en relación a las consideraciones generales que han propiciado esta decisión, nos gustaría hacer mención al Manifiesto de IFMSA-Spain de “Patrocinio Zero”, aprobado en la Asamblea general de Córdoba en el mes de octubre de 2010:

• Como futuros profesionales de la salud, recibir patrocinio desde las compañías, cuyos productos deberemos prescribir, puede conducirnos a un conflicto de intereses, en tanto que puede incitarnos a prescribir anteponiendo intereses de orden económico a criterios de eficacia-seguridad-coste.

• El régimen de patentes excesivas por parte de las farmacéuticas, la Organización Mundial del Comercio (OMC), los acuerdos de comercio (ADPIC), y la falta de investigación en las enfermedades “olvidadas” son uno de los obstáculos principales para el acceso a medicamentos esenciales. Con el fin de defender el acceso universal y equitativo a los medicamentos esenciales, instamos a renunciar a cualquier patrocinio de las compañías farmacéuticas, cuando esté probado que éstas contribuyen a generar desigualdades en el acceso a los medicamentos esenciales.

• El patrocinio -considerado como una estrategia de marketing- favorece el encarecimiento de sus productos y en consecuencia incrementa el gasto farmacéutico del Sistema Nacional de Salud y limita el acceso a los medicamentos de los sectores de la población menos favorecidos social y económicamente.

• La formación médica continuada no se debe sustentar en la Industria Farmacéutica sino bajo el amparo y patrocinio de iniciativas públicas, accesibles, sostenibles y de calidad. Consideramos necesario utilizar las subvenciones públicas, así como potenciar su uso y exigir que sean suficientes y accesibles.

Les agradecemos encarecidamente su invitación. Sin embargo, la participación en eventos patrocinados supone la ruptura del eje de coherencia de IFMSA-Spain y Farmacriticxs.

Esperamos que el Congreso sea de su agrado y, de nuevo, les pedimos disculpas por cualquier
inconveniente que hayamos podido causar con nuestra ausencia.


Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

3 Comentarios en “Exposición de motivos por la no asistencia al XX Congreso de la SEDEM

  • Javier Padilla

    Chavales,
    enhorabuena no ya por el posicionamiento en su contenido sino por la madurez organizativa de poder llegar a este tipo de decisiones y argumentaciones.
    Un saludo.
    Javi Padilla

  • mm alcalá

    Fernández, de sobras sabes que eres la primera, me gusta tener cerca a gente que trabaja tanto y tan bien como tú y, además, haber tenido la suerte de haberlo hecho contigo.
    Molamos mucho, pero aún tenemos que molar más.